Llegó la hora, Vinacrucis da paso a JISH

Recién creado Vinacrucis os llegué a comentar quehabía sido tentado por un proyecto del que muy pronto, si Dios quiere, daría mucho que hablar”. El proyecto ha ido fraguándose lentamente pero con unos buenos cimientos. En este tiempo he ido domando unos estáticos brandies muy viejos que me han enseñado a mí mucho más de lo que imagináis. He ido leyendo parte de la gran historia de Jerez y de los vinos generosos andaluces en general, he podido disfrutar de la mejor colección de etiquetas, una espectacular historia gráfica del vino, y he seguido formándome visitando bodegas por Andalucía, aprendiendo de sus capataces y enólogos. En ellas he ido hallando unos tesoros únicos que no debían quedar encerrados en sus cárceles de madera.

Todo un conjunto de elementos a cual mas importante y que tienen el honor de haberse unificado en el Palacio Domecq, una maravilla arquitectónica del barroco jerezano del siglo XVIII y con una historia propia pero que es de todos, del vino generoso.

La suma de todos estos ingredientes es algo maravilloso que era difícil imaginar que algún día podría yo liderar, pero muchos ya conocéis una de mis frases preferidas: “soñad y os quedareis cortos”.

Esta realidad se llama Mora-Figueroa Domecq SL. Os iré dando más detalles de su historia, del Palacio y de sus recién creadas marcas E Brandy, Tornería y El Palique, que hemos originado para bautizar esas joyas que os comentaba y que tienen mucho que contar.

Y por supuesto seguiré contando mis andanzas e idilios con el vino generoso como hasta ahora en Vinacrucis pero desde JISH

Licenciado en Biología y Enología, me dedico al asesoramiento integral a bodegas, analizando y proponiendo mejoras de sus vinos y crianzas, así como asesoramiento a restaurantes en el diseño de carta, gestión de stocks de vinos, maridajes, realización de eventos gastronómicos. ¿Quieres saber más?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *